.

Textos y fotografías de una realidad donde nada es lo que parece
.
.
.

¿Todos los libros son publicables?

 





¿Se puede publicar cualquier libro?

La respuesta es sí, poder se puede, pero no se debe, y no se debe por responsabilidad. Explico mi postura.

Entiendo que cada persona tiene derecho a hacer realidad sus ilusiones, a mí me puede hacer mucha ilusión publicar un libro y en los tiempos en los que vivimos tenemos más facilidad que nunca para hacerlo. Pero publicar implica que alguien lo pueda adquirir (pagar) y leerlo. Leerlo requiere tiempo, recordemos que ni el tiempo ni la salud son recursos que se puedan comprar y en cuanto a pagar, el dinero no cae de los árboles. Otra cosa es que compremos un libro y no nos guste, eso no se sabe hasta que no lo lees, pero de eso no hablamos, de eso hablaremos otro día.

Siguiendo con lo que nos trae hoy aquí diré que en este último año he adquirido libros muy buenos, pero otros que tienen una falta ortográfica por cada fragmento, tres por cada página, 28 por capítulo…, que cambia a mitad de la obra los márgenes, la fuente de letra…, que la trama no tiene sentido y un mismo personaje está aquí como está allí como que no está…

Pongo un ejemplo concreto relacionado con lo que estamos tratando: el otro día comenta un tuitero que va a publicar un libro de relatos, que nunca ha escrito ese género, que no le va a dedicar demasiado tiempo porque solo es para practicar. ¿En este caso es justo que publique y por tanto que cobre por el libro? A mí esto no me parece serio, casi hablaría de intrusismo.

 

Publicar un libro requiere un mínimo de responsabilidad en cuanto a su forma y contenido. No digo que tenga que salir impoluto, eso es imposible, que contenga alguna falta o bien de ortografía o de maquetación, pues qué le vamos a hacer, por mucho que se corrija siempre se pasa algo incluso a las más prestigiosas editoriales, pero es que hay libros que se ve que los autores no lo han leído más de dos veces una vez que han finalizado el manuscrito. En cuanto a contenido, escribir no es fácil y requiere técnica.

Este es un problema que ha venido de mano de la autopublicación, hay que reconocerlo. Y que conste que no hablo de obras buenas o malas, repito, que afirmar o negar esta cuestión es difícil, otro día entraremos. Tampoco hablo de libros que me gusten o no. Hablo de libros mal maquetados, de obras que no tienen sentido alguno. El problema, si es que lo hay, es que estos conviven con autopublicaciones de una calidad muy alta incluso superior a publicaciones de editoriales tradicionales.

Sí, los primeros hacen que los lectores no escritores, desconfíen de todos aquellos que no salen al mercado a través de editorial, perdiéndose así verdaderas obras de calidad porque libros autoeditados los hay muy buenos. Hay autores consagrados que han comenzado autopublicando, escritores que se niegan a publicar a través de editoriales por diversos motivos y viven de sus obras porque venden calidad, también hablaremos de esto otro día.

Si todos fuéramos responsables ganaríamos mucho.

¿Cómo lo veis vosotros?


©Manuela_Ferca




.

 

26 comentarios:

  1. Me siento mal cuando alguien que aprecio me dice que ha escrito un libro, soy más exigente como lector que como amigo; y muy selectivo a la hora de comprar, compro poco porque ya tengo mucho y sobre todo mucho bueno pendiente. Decía Ortega que la obra de caridad de nuestros dias es no escribir. libros innecesarios. Comparto todo lo que has dicho. Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Joaquín
      Yo también soy muy exigente para todo, pero cuando pago por un libro... Pero también soy prudente y hay cosas que se quedan para mí si no conozco al autor o entre el autor y yo si tengo la posibilidad de escribirle.
      SAludos.

      Eliminar
  2. Creo que tienes razón, la facilidad de autopublicar, nos hace salir a la palestra a pecho descubierto, y sería bueno mirarse la obra mucho, antes de hacerlo.
    Abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alfred
      Sí, entiendo que hay que ser responsable y humilde. No cuesta nada preguntar a alguien de confianza qué le parece la obra antes de publicar, un lector beta, por ejemplo.
      ABrazos.

      Eliminar
    2. Lo hice con la novela que autopubliqué, pedir que la leyeran con espíritu crítico y luego les hice caso, me obsesionaba que fuera algo presentable.
      Abrazo.

      Eliminar
    3. Alfred, tú demuestras ser una persona responsable y honesta a través de tus comentarios, de tus entradas en las redes... y se ve que también a la hora de publicar.
      ABrazos

      Eliminar
  3. Estoy de acuerdo, pero con un condicionante que el autor al menos tenga la delicadeza y respeto por él lector y por sus compañeros de pluma.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Campirela_
      Exacto: deslicadeza y respeto tanto por el lector y como por todos sus compañeros.
      BEsis.

      Eliminar
  4. Has explicado, perfectamente, el motivo por el que no publico un libro.
    El único que publique, (de poemas), lo terminé por regalar a familia y amigos.
    (Obviamente, era una edición que no tenía más pretensión´que cerrar el círculo del hijo y el árbol plantado).
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Juan
      Pues a mí me gusta cómo escribes, no estaría nada mal que publicaras un libro con las entradas de tu blog. Ahí lo dejo.
      BEsis.

      Eliminar
  5. Los blogs por ejemplo permiten que la gente escriba de los temas que le agraden o conozca y no necesariamente implica seriedad y/o profesionalismo, ya será desición de cada quien si le gusta o no para visitarlo con regularidad. Pienso que en el caso de los libros es diferente ya que de entrada se está obteniendo un beneficio económico y quiénes lo compran merecen que éste se encuentre, como mínimo, sin faltas de ortografía por poner el ejemplo que detallas. Siento que hoy por hoy la gente cree que escribir es fácil y publicar un libro más, para mí, nada más alejado de la realidad.

    Un abrazo Manuela.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Miguel
      Totalmente de acuerdo contigo. La pena es que muchas veces, precisamente, gente que escribe muy bien se coartan ni publican.
      ABrazos.

      Eliminar
  6. Claro, y si son con escenas eróticas se avisa, y ya está. Bien es cierto que hay quien sostiene ideas de supremacía , o nazis directamente, y deberían ser censurados.

    Por la libertad de expresión. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Albada
      Es difícil saber dónde termina la libertad de expresión y dónde comienza la ofensa, la intromisión en vidas privadas... Complicado el asunto.
      ABrazos.

      Eliminar
  7. Para escribir bien hay que tener un mínimo de conocimientos técnicos y prácticos y solo una preparación previa, un apreendizaje a través, por ejemplo, de un taller de escritura creativa, puede lograr ese objetivo. Escribir es muy fácil, solo hace falta poner frases una detrás de otra, pero que el conjunto tenga sentido y no incluya errores gramaticales, y mucho menos faltas de ortografía, ya es harina de otro costal. Además, hay que ser mínimamente autocrítico (algo dificil, pues la ilusión puede llevar al autoengaño) y hay que ponerse en la piel del lector y comprobar si lo escrito resulta coherente. El uso de un lector cero puede resolver estas dudas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Josep
      Si me permites firmo lo que acabas de expresar. Es justo eso.
      ABrazos.

      Eliminar
  8. Hola, Manuela.
    A la escritura se le debe un mínimo de respeto. El tuitero no lo tiene, y quizás hasta se crea gracioso poniendo ese comentario, muy desafortunado, la verdad. Y con un punto cruel hacia quien sí escribe relatos y se lo trabaja.
    Excluyendo a este personaje, en mi opinión si uno tiene un sueño debería cumplirlo, claro que, con esfuerzo y compromiso, no todos somos eminencias, pero eso no quita que hay libros para todo tipo de lectores.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Irene
      Pues sí, y con tu comentario entraríamos en otro tema: Qué libros son buenos atendiendo al contenido. También lo abordaremos en este blog.
      BEsis.

      Eliminar
  9. ¿Abro la boca amiga?...
    Leído con interés tu artículo, nada tengo que decir. Ni a favor ni en contra, ni al que escribe ni al que compra o lee.
    De escribir yo, ya afirmo que no! Nada que publicar. Si bien valoro a quienes lo hacen. Y lo hacen bien, por supuesto.
    De comprar libros... Ni sé los años que dejé de hacerlo!
    Algo para leer... Pues más de lo mismo.
    Llámalo momento, aquí y ahora, punto trascendente... :))))))
    Abrazos Manuela. Siempre tan activa, y dinámica!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ernesto,
      Los melómanos dicen: "Sin música no se puede vivir, en la vida es imprescindible la música" Los escritores o lectores empedernidos dicen: "Sin la literatura no se puede vivir, en la vida es imprescindible la literatura"... y así con tantas disciplinas... Yo no, yo digo que para vivir solo hace falta pan. Con ello te digo: no leas si no quieres, no todo el mundo lee y vive estupendamente gozando de otros placeres.
      Pero vamos, ¡¡no leer mis libros!! Ya te vale :)) :))

      ABrazo :))

      Eliminar
  10. Tendríamos que recordar la historia de “La conjura de los necios” y la de su autor también. Así como todas las veces rechazaron los manuscritos de Harry Potter. No siempre podemos, ni debemos, confiar en las editoriales de "mercado".

    Saludos,
    J.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. José,
      Sí, pero en ese caso hablaríamos de qué obra es buena y cuál otra es mala atendiendo a la calidad subjetiva y no objetiva. Pero me has dado pie a otro post :))
      SAludos.

      Eliminar
  11. Ya que me pones el pan sobre la mesa, con esa gracia tuya... :)))))) permíteme que ponga yo la cebolla... Del dicho literario: "Contigo pan y cebolla".
    Bonita combinación para dos..., ¿cómo decir, algo deslenguados?
    Abrazo Manuela. :))))))

    ResponderEliminar

Los mensajes que contengan insultos, palabras soeces o sean anónimos no serán mostrados.