.

Textos y fotografías de una realidad donde nada es lo que parece
.
.
.

30 de septiembre de 2016

Como pájaro

Una ligera brisa es suficiente contrariedad para que una pluma no concluya su fatal suerte en una libre caída. Y en el sueño de sentirse otra cosa que no es, la pluma vuela como pájaro sintiendo la libertad en todos sus poros.

El sólo encuentro en su viaje con un objeto cualquiera le enfrentará con su inexorable destino.




Texto de ©Manuela Fernández Cacao. Todos los Derechos Reservados.

2 comentarios:

Genín dijo...

Seguro, lo que me consuela es que la pluma ni siente ni padece... :)
Besos y salud

Manuela Fernández dijo...

A saber Genin, a saber si no siente.