.

Textos y fotografías de una realidad donde nada es lo que parece
.
.
.

15 de diciembre de 2015

Apocalipsis

El ángel hizo sonar la trompeta y todo fueron batallas y cataclismos. Vinieron los jinetes con sus plagas y los hombres se vieron abocados al exterminio, hasta llegar el día del fin del mundo. Los muertos salieron de sus tumbas y del fondo del mar y todos juntos se postraron ante el Señor en espera de la vida eterna prometida. Dios habló:

—¿En verdad creísteis, después de haber matado a mi hijo, que ibais a tener juicio?.

La tierra se abrió y tanto justos como pecadores cayeron a las llamas profundas.
El silencio se hizo y con él la soledad de Dios.





Texto  de ©Manuela Fernández Cacao. Todos los Derechos Reservados.




2 comentarios:

Genín dijo...

Uy!
Ese testo dan un yuyu...
Besos y salud

Manuela Fernández dijo...

Jajajaj, Genin, tú tranquilo, aún falta mucho tiempo para que llegue el Apocalipsis (digo yo)